Eliminación de verrugas con láser

Querido lector@, nuestra última entrada ha sido un monográfico sobre cuestiones generales de las verrugas que a menudo nos hacéis en la consulta.

Que es el virus del papiloma humano, cuales son los diferentes tipos de verrugas y como las podemos prevenir.

En esta ocasión nos vamos a centrar en como las podemos eliminar mediante una de las especialidades de la clínica Doctora Mercé Campoy: el láser.

Láser CO2 fraccional MULTISCANDUO

¿Qué necesidad hay de lidiar durante años con verrugas y otras lesiones que nos hacen sentir incómodos?

Las verrugas y otras afectaciones poco estéticas de la piel a menudo son más fáciles de eliminar de lo que creemos.

El láser de CO2 fraccional es una terapia moderna que permite hacer frente a este tipo de lesiones.

Ha demostrado ser una herramienta de gran eficacia, con bajo riesgo de afectaciones, y con la que la piel del paciente se regenera rápidamente.

Antes de eliminar cualquier verruga es importante el diagnóstico de un médico para descartar cualquier signo canceroso.

Veamos cual es el principio de su funcionamiento:

Detalles del procedimiento de láser CO2 para eliminar las verrugas

El láser de CO2 consigue eliminar una verruga por vaporización.

El médico adapta el láser a la profundidad y tamaño de la lesión y poco a poco va vaporizando la verruga.

El procedimiento puede durar varios minutos en función del tipo de verruga y de la extensión de la zona afectada.

Se suele realizar con anestesia local o tópica. Es completamente indoloro.

Generalmente se requiere una única sesión.

Sin embargo en contadas ocasiones es necesario un retoque pasados 2-3 meses.

¿El láser CO2 deja rastro?

El láser es una técnica extremadamente precisa.

El tratamiento con CO2 posibilita la eliminación de las verrugas sin dejar prácticamente cicatriz.

Tras el procedimiento quedará una pequeña costra que tendrá el mismo comportamiento que una lesión típica. El marrón dejará paso al rosa y posteriormente al color de nuestra piel.

Recomendaciones posteriores al tratamiento

Las heridas que quedan después del tratamiento pueden lavarse con agua y jabón, y también deben desinfectarse con un producto adecuado.

Si es necesario, las costras superficiales en la cara y el cuello pueden cubrirse con maquillaje.

El proceso de curación dura desde algunos pocos días hasta 3 o 4 semanas.

Inmediatamente después de la vaporización no se debe tomar el sol. Existe riesgo de decoloración de la epidermis recién formada.

¡Hola lector@!

Si has llegado hasta aquí te agradecemos la lectura.

Como puedes observar el método con láser de CO2 fraccional es un tratamiento contrastado y solvente de gran precisión que prácticamente no dejará ninguna cicatriz.

Recuerda que NO deberías eliminar una verruga que pueda tener signos cancerosos sin la revisión previa de un médico.

Di basta a tu incomodidad. Si tú quieres las verrugas dejarán de ser “para siempre”.

Recuerda que siempre ofrecemos una primera consulta informativa gratuita.

Estamos a tu disposición por las vías habituales de contacto.

Otros escritos que te pueden interesar